Cursos de la Junta de formación para inmigrantes subvencionados al SAT de Almería acaban en el juzgado

Un grupo de 18 militantes del Sindicato Andaluz de Trabajadores (SAT) de Almería, han presentado una denuncia ante el juez decano contra el portavoz nacional, Diego Cañamero, y dos personas más de la organización en Almería, Federico Pacheco y Laura Góngora, en la que les responsabiliza, entre otras cosas, de irregularidades en los cursos de formación para los que recibieron subvenciones de la Junta de Andalucía.

En el Boletín Oficial de la Junta de Andalucía (BOJA) de cuatro de octubre de 2013 se recogen dos subvenciones para el SAT/SOC de 4.300 euros en un caso y de 5.600 euros en otro, para la realización de un curso de “Formación Laboral de Trabajadores Inmigrantes” y otro de “Formación en materia de inmigración a asesores sindicales”. En ese momento el portavoz en Almería del SAT era Mariano Junco, que es uno de los denunciantes, y según ha relatado, se enteró por la prensa de la concesión de esa subvención ya que ni le constaba la petición de la misma, ni la presentación de ningún proyecto en ese sentido.

Pero no sólo eso, Junco ha confirmado que ese dinero jamás llegó a las cuentas de la organización provincial, que era en definitiva la beneficiaria, “siendo el Comité Permanente Nacional con sede en Sevilla quien ha debido recibirlas, sin que se haya justificado el destino de dichas subvenciones, que claro está, no ha sido la de organizar e impartir dichos cursos de formación”.

La prueba de que el dinero no ha tenido el destino previsto es que quienes imparten ese tipo de cursos son voluntarios que no cobran por su trabajo, e incluso en ocasiones se pagan hasta la gasolina cuando tiene que desplazarse a pueblos, y que los lugares en que se ofrecen son sedes del sindicato o gestionados por él. Es decir, que según Junco no hay gastos reales relativos a esas subvenciones.

Los denunciantes están convencidos de que ese dinero va a destinado a pagar las nóminas o gratificaciones del grupo afín a Pacheco y Góngora, quienes a pesar de cesar en sus funciones cuando entró la nueva dirección, siguieron contolando el sindicato con la anuencia de Cañamero. Ese desvío de fondos también estaría sucediendo con lo que les dona el llamado Foro Cívico, que es una entidad europea que viene ayudándoles desde que se produjeron los sucesos de El Ejido, y que busca colaborar en la formación de los inmigrantes y facilitar su integración. Con esa organización también son estas dos personas los interlocutores, y el dinero llega sin ningún tipo de proyecto previo ni justificación posterior.

Todo esto fue puesto en conocimiento de la dirección nacional que encabeza Cañamero, y aunque inicialmente fueron enviadas a Almería tres personas para conocer de primera mano las irregularidades de las que les habían hecho partícipes, luego las medidas que se tomaron no fue con la vista puesta a esclarecer lo ocurrido, si no que el equipo que dirigía el SAT en la provincia fue sancionado, se les apartó de sus cargos y fue nombrada una gestora, que en la actualidad sigue controlando la organización.

Fuente: http://www.noticiasdealmeria.com/noticia/96542/ALMER%C3%8DA/cursos-junta-formaci%C3%B3n-inmigrantes-subvencionados-sat-almer%C3%ADa-acaban-juzgado.html

A %d blogueros les gusta esto: